Cómo evitar que se enreden los collares

Cómo evitar que se enreden los collares
Imagen: etsy.com

¿Te suena lo de ir a ponerte un collar con prisa y pasarte un cuarto de hora a medio vestir, sentada en la cama, tratando de desenredarlo entre una maraña de cadenas? ¡Nunca más!

Lo de los collares es como lo de los cables. Es imposible tener dos juntos sin que se líen de una manera inhumana. Así que, lo mejor, es evitar que se junten.

Por dónde empiezo

Lo primero es tener a mano nuestros consejos de Cómo organizar mi casa: pasos básicos. Saca todos los collares, desenrédalos y colócalos encima de la cama o de la mesa del salón donde puedas verlas todos de un vistazo

Bien, ¿cuántos collares necesitas? Ese de plástico del 97 igual lo puedes tirar y el que te compraste en el mercado de las dalias en el viaje de fin de curso, igual también. ¿Recuerdas la última vez que te lo pusiste?

Como siempre, debemos quedarnos solamente con aquellos collares que realmente nos gusten, que utilicemos y que nos hagan sentir bien. Por experiencia, no creo que tengas más de diez que realmente disfrutes y te pongas regularmente.

¿Y los demás? Sin piedad, tíralos, dónalos o véndelos por Wallapop. Lo que sea pero líbrate de ellos.

También debes librarte de aquellos que estén rotos o les falte el cierre porque, no te engañes, nunca los llevarás a arreglar.

Cómo los organizo

Una vez que tenemos seleccionados y desenredados aquellos collares que queremos mantener,  es el momento de ordenarlos. Aquí debes seguir nuestra máxima de lo que no se ve, no se usa, y no lo digo sólo yo (echa un vistazo a este post de Andrea Amoretti).

Para colocarlos puedes utilizar cuelgafáciles o colgadores en el interior de las puertas del armario donde siempre están cerca de la ropa y, al estar colgando, no se enredan unos con otros. Intenta que cada colgador sólo tenga un collar, dos como mucho.

Si todavía tienes una cantidad importante de collares, aún hay esperanza. Puedes dividirlos entre invierno, verano y fiesta ya que normalmente te los pondrás siempre con el mismo tipo de ropa.

Mantén los del día a día en los colgadores y, los demás, puedes guardarlos en pequeñas bolsitas transparentes individuales y guardarlos en una caja hasta que llegue el momento de usarlos.

Al estar en bolsas transparentes, son fáciles de localizar si hay una necesidad, no se habrán enredado y, además, al estar separados unos de otros, tampoco se estropearán.

Espero que estos pequeños trucos te ayuden a mantener tus collares en mejor estado durante más tiempo y que lo de desenredar cadenas sea algo del pasado.

¿Tienes algún otro truco para evitar que los collares se enreden? ¿Y para organizarlos? Cuéntamelo en los comentarios.

2 thoughts on “Cómo evitar que se enreden los collares

  1. Uy, lo de las bolsitas me ha encantado!! Tengo un cajon de la comoda que es caotico, tiene collares, pulseras y mil cosas mas. Tendre que poner en practica tus consejos.

  2. Al decir lo de las bolsitas transparentes, me han venido a la mente esos saquitos/bolsitas de organza que se dan en las bodas para el arroz. Se podrían aprovechar también para meter collares (los que son finitos y tienden a enredarse más). Yo al menos tengo varias… Creo que ya sé el uso que les voy a dar 😉

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.