¿Qué es hacer la Lista de la Compra Inversa?

La lista de la compra inversa
Imagen: micasarevista.com

Después del primer vídeo del reto 21 dias para tener tu Casa en Orden, he recibido muchísimos mails preguntándome sobre la lista de la compra inversa, una de las técnicas que uso para definir los menús.

Asi que he pensado que estaría bien escribir un post explicando un poco más de qué va todo eso de la compra inversa para aclarar dudas.

Vamos a ello.

Antes de empezar, marca un día en tu calendario

Como siempre te digo, lo primero es marcarn el día del mes en el que vamos a hacer los menús. Esto es clave.

Si no lo haces así, lo que va a ocurrir es que, cada día, tendrás un par de momentos en los que pensarás “tengo que hacer la lista de la compra inversa”, pero ese momento no llegará nunca.

Elige un día y márcalo, como si fuera la visita al dentista. A mí me gusta hacerlo el ultimo viernes de mes, pero a lo mejor tú prefieres cualquier otro día. Da igual el día, pero será tu día. Respétalo.

Hacer inventario

Muy bien, ha llegado el día, coges papel y boli y estás lista para la acción.

Tienes que anotar todo lo que tengas en cualquier sitio en el que haya comida. Toda la comida, de cualquier tipo.

La primera vez que haces esto es un incordio, porque se tarda un rato pero una vez llevas un par de meses es más fácil porque tendrás menos comida en tu cocina y la tendrás mucho más controlada.

Comenzamos por la Alacena;

  • Sal, aceite, 1/2 paquete de harina, Piña en lata…

Seguimos por la Nevera;

  • 3 Huevos, 1/4 de Mantequilla, Salsa Barbacoa…

Continuamos por el Congelador;

  • 2 Barras de Pan, 1 Pollo, 5 Croquetas…

Si tienes un carrito, donde pones la fruta o cualquier otro sitio donde almacenes comida, también debes revisarlo y anotarlo. Todo, todo.

Ok, ya lo tengo y ahora qué

Con esto ya podemos empezar a planificar los menús del mes partiendo de la base de los ingredientes que ya tenemos en casa.

Y qué vas a conseguir con esto. Pues muy sencillo. Por un lado, rotar la comida y que no tengas que tirar nada de nada.

Lo primero que debes usar para tus menús son los ingredientes que ya tienes y, si necesitas más, los añades. Así vas a evitar encontrar filetes de pollo fosilizados en el congelador o la fruta pocha al final del estante.

Hay rotación, la comida se consume antes y no se estropea.

Si, cuando hagas esto, descubres que tienes una lata de paté que no te gusta o un paquete de anchoas que no vas a comer, regálalo a tú vecino. No almacenes cosas que no te gustan y menos aún cosas de comer.

El objetivo con esto es cero comida a la basura.

Otra de las ventajas de este sistema es que la lista de la compra se hace sóla y con lógica. Se acabó eso de comprar por comprar o hacerlo sólo porque “se ha acabado tal ingrediente”. Ahora sólo repondrás si realmente te hace falta.

Te sorprenderás al ver como se reduce el espacio que necesitas en tus armarios y en la nevera para almacenar comida. Enhorabuena, acabas de ampliar tu cocina.

Por último y no menos importante, este sistema te va a permitir ahorrar mucho dinero aprovechando la comida que teiens en casa y comprando justo lo necesario.

Conclusión

Este sistema te permite optimizar tu espacio en cocina y nevera, comer productos más frescos, tirar menos comida y ahorrar dinero. Son muchas ventajas como para no intentarlo, ¿no crees?

8 thoughts on “¿Qué es hacer la Lista de la Compra Inversa?

  1. Ana Belen Roldan Cejas

    mil gracias Alicia,hace poco estaba bastante desmotivada en todos mis acpectos personales…ahora empizo a estar motivada gracias a tus metodos

  2. Tengo que ponerme a ello ya, la verdad es que tengo ya muy controlada la cocina pero me falta controlar la comida. Ahora mismo no sé qué tengo, hace poco compré tomate frito y si te enseño el que tenía en los cajones te da un síncope. Por cierto, el pollo fosilizado tiene su aquel.. jajaja, muaks

Deja un comentario